EBE10: fast food blog

Un encuentro de personas con algo en común acostumbra a tener como objetivo el intercambio de experiencias, de problemas, soluciones, reflexiones…

Eso esperaba encontrar en el EBE 2010. Y esa, estoy seguro, debe ser la filosofía con la que la mayoría de sus asistentes fueron. Unos 2000 (no está nada mal) nos encontramos en Sevilla para eso. Pero al llegar al domingo,  ya terminado el EBE, la sensación fue otra.

De antemano decir que era el primer EBE al que asistía, por lo que mis reflexiones tienen como comparación otros encuentros y eventos a los que asisto habitualmente en Barcelona. Dicho esto, vamos a los comentarios:

El EBE dura 2 días (viernes tarde, sábado entero y domingo por la mañana). Con tanto tiempo por delante, y tanta gente convocada, la oferta de charlas es muy elevada, más aún cuando se llegan a realizar 3 sesiones a la vez. Problema: Demasiada oferta.

Ante un encuentro como este, en el que hay muchos temas de interés, querer tocar demasiadas teclas acaba siendo contraproducente. Cómo solía decir un profesor que tuve “quien mucho abarca, se cae de la barca”.

En fracciones de media hora (de facto 25 minutos) el ponente de cada conferencia tenia que exponer sus ideas sobre el tema por el que se le había invitado y luego un pequeño turno de palabras. Inevitablemente termina derivando en pequeños speeches vacíos y superficiales.

Aun sin ser un gran experto en el mundo blogger, hay tres o cuatro cosas sobre ello y sobre lo que supone Internet y la cultura 2.0 que sí tengo claras. Conceptos como la libertad, el intercambio, el aprendizaje horizontal, etc. En este aspecto, el EBE aportó pocas ideas nuevas. Un evento que suma la mayor concentración blogera de España debería ser el mejor escenario para la poder avanzar en este terreno tan virgen. Pero de lo mejor que escuche fueron pinceladas sobre la mentalidad de las empresas hacia las redes sociales.

Y aquí aparece la palabra clave del EBE: la empresa. Me costó “déu i ajuda” filtrar alguna idea entre tanto bombo empresarial. No hablo solo de los patrocinadores, sino de los ponentes. Me llevé una profunda decepción al ver como ponente tras ponente (con alguna salvedad) intentaban vender su marca sin ningún miramiento.

A lo mejor el problema fue mío al generarme unas expectativas demasiado elevadas, pero al hablar con bloggers veteranos del EBE, tenían esta misma sensación y decepción. Habrá que darles otra oportunidad, la filosofía del EBE se lo merece.

Anuncis

Comencem!

Avui obrim un nou blog. I quin millor lloc per fer-ho que la major concentració blogger d’Espanya: l’EBE10.

Quartdevolta vol ser un espai per compartir. Per compartir les notres idees sobre comunicació i periodisme; i també per compartir tot el que vagi més enllà de la nostra professió: viatges, música, gastronomia…

Les introduccions sempre (o gairebé sempre) son sobreres… per tant, benvinguts/des!

@enricblanch i @oriolcolominas